Filtros


Estilo:

Sistema de apertura:

Relleno:

Cama, ancho (cm):

Cama, profundo (cm):

Medidas, ancho (cm):

Medidas, profundo, (cm):

Sofás Cama Rinconera

Las principales ventajas que nos puede ofrecer un sofá rinconera es la comodidad que nos puede ofrecer. Y la adaptabilidad al espacio, ya que sirve tanto para aprovechar al máximo el espacio en las salas pequeñas como para dividir los ambientes en las salas mayores

 

¿Ventajas?

Las principales ventajas que nos puede ofrecer un sofá rinconera es la comodidad que nos puede ofrecer. Y la adaptabilidad al espacio, ya que sirve tanto para aprovechar al máximo el espacio en las salas pequeñas como para dividir los ambientes en las salas mayores.

Como hay tantos modelos diferentes disponibles, es fácil escoger un modelo que se adapte a las características de la sala. Como es el caso de las personas que no reciben muchas visitas, y en este caso será necesario un sofá con pocas plazas o para los que reciben muchas visitas, podrían adquirir un sofá con más plazas, incluso sofá cama.

La gran mayoría de los sofás rinconeras tienen la funcionalidad de la cama incluida. Si ya de por sí son cómodos y aprovechan el espacio, ¿por qué no añadir la funcionalidad de la cama? Si tenemos invitados o queremos ver una película más cómodos, basta abrir la cama, que en algunos modelos es elevable al nivel del asiento, y en unos segundos, tendremos una cama bastante grande para disfrutar.

Todos podemos pensar que no hay duda que es un modelo cómodo, adaptable, funcional, bonito, agradable al uso… ¿pero y si a la comodidad, funcionalidad, ahorro y belleza añadiésemos un extra? ¡Hay modelos que tienen hasta bar incluido! ¡Y algunos hasta una mesa integrada en el cierre del ángulo, porque sí!

Claro está, que quien compra un mueble de este tipo está comprando un mueble multifuncional, que se adapta a varias circunstancias y realidades, incluso ambientes. Y que puede darnos lo que necesitamos en todas las circunstancias que se pueden dar en un día en la misma sala.

Los hay modelos clásicos, siendo que dentro de los clásicos encontramos estilos más vintages que otros, los hay de corte recto y masculino, Fashions con diferentes colores y formas más redondeadas y con estilo funcional para adaptarse a casi cualquier estilo que tenga la sala.

 

Detalles a tener en cuenta

Normalmente todos los sofás rinconera se pueden desmontar para que el transporte sea más fácil y sencillo. Pero como ya hemos dicho en otros artículos, es fundamental tomar las medidas correctamente para que no haya errores de última hora.

Escoger el tejido en estos sofás es muy importante. No sólo tiene que adaptarse al estilo de la sala que queramos conseguir, sino que, en los modelos que tienen incluida la cama, el bar, la mesa, o el chaise longue, deberán ser tejidos resistentes. Además, lo ideal es que sean impermeables y fáciles de lavar, ya que van a estar expuestos a circunstancias que los otros modelos no contemplan.

Estos sofás pueden durar generaciones. Claro que los hay de todo tipo de precio y modelos. Pero si el sofá es bien escogido, puede sacar de apuros con estilo a más de una sala y núcleo familiar. 

La única desventaja que podemos encontrar es cuando lo comparamos con los modulares o con sofás más pequeños que no absorben el protagonismo de la sala. Porque, aunque la sala cambie de estilo, tendremos siempre el mismo formato. Pero no es desventaja comparable a todas las ventajas que nos puede ofrecer. 
Eso sí, tendremos que tener cuidado en colocarlo debajo de ventanas u otros estantes que puedan estar colgados en la pared (ya que necesitamos dos paredes lisas, por lo menos en la parte inferior) para evitar accidentes.

 

¿Y más…?

Todo el artículo se centró las salas como espacio para colocar los sofás, pero, por si alguien no se había acordado puedo decirlo… ¡En la cocina! Aquel rincón creado en la cocina para merendar, desayunar o hasta para hacer las comidas principales. Hay cocinas que integran dos ambientes y a veces puede resultar bastante frío la colocación de mesas y sillas, puesto que no invitan a la convivencia. En este caso, son una opción sin duda más cálida y confortable. El único detalle a tener en cuenta es que en los modelos que vamos a usar para este fin, no tiene sentido que sea sofá cama.

No hay que olvidar lo bien que le sientan a estos sofás una alfombra para enmarcar el espacio que queda libre. Siempre tendrá que ser menor al rectángulo central del sofá o superior a éste, quedando el sobrante por debajo del sofá, nunca será justa, porque puede quedar un poco extraño. No nos olvidemos de los colores, modelos de tapizados,  almohadas y mantas para crear em máximo confort. Los colores más recomendados son los tonos neutros, para poder acompañarlos con almohadas de diferentes colores que le den personalidad y que podamos cambiar para renovar el estilo.

Ya sólo queda disfrutar de nuestro sofá.